martes, 10 de abril de 2012

Capítulo 5 (un poco corto por que quería darle un cap entero a los estilistas)

Sorry que sea tan corto, pero quería darles un cap entero a los estilistas. No olvideis darme ideas para el traje de los tributos del distrito 12!!



Noto que un chorro de agua fría me corre por la cara, y me despierto bruscamente.
-¡Arriba, Haymitch!- me grita Stela, riéndose.-Hay que ver lo profundo que tienes el sueño, ¿eh?
Gruño una serie de improperios mientras me levanto, y me voy a la ducha. Cuando me estoy lavando la cara, oigo a Stela que me grita:
-¡El desayuno comienza en 10 minutos!
-¡De acuerdo!- le respondo, porque suelo estar de mal humor cuando me despierto por las mañanas.
Me ducho en menos que canta un gallo y me pongo una camisa blanca y los mismos pantalones de anoche, porque las demás telas pican un horror. Después, ayudo a Marlen a vestirse, pero no le ducho, ya le pondrán suficientes potingues en el Capitolio.
Cuando vamos a desayunar, veo una larga mesa repleta de manjares que podría alimentar a una familia dos semanas. Cojo leche( no es leche de cabra, como la de casa, si no leche buena, de vaca) con cacao en polvo, unos bollos crujientes por fuera pero blanditos por dentro, tostadas con mantequilla, y algo llamado batido que al parecer es leche con frutas en puré mezclado en una batidora( el nombre es algo obvio). Como hasta reventar y veo que, Marlen, como de costumbre, ha cogido exactamente lo mismo que yo. Sheila come unos bollos rellenos de chocolate como si le avergonzara estar allí. Maysilee bebe café, lo he probado antes pero no me gusta nada.
-Bueno, hagan lo que os hagan los estilitas, no debéis protestar- nos advierte Stela cuando todos estamos llenos.
- La  verdad- dice Katie- es que me he esforzado para que os cojan unos buenos estilitas, y os han tocado unos que no están demasiado mal. 
Maldigo para mis adentros. Todos los años, el distrito 12 tiene unos trajes horribles para los tributos. No creo que este año sea diferente.
- ¡Mirad!- exclama Marlen- ¡Hemos llegado al Capitolio!
Aunque no me guste admitirlo, vamos los cuatro como unas balas a las ventanas para ver lo que nunca ninguno de nosotros ha visto antes. Edificios enormes, fuentes de agua cristalina, gente vestida de ropa extravagante y con colores extrañísimos y antinaturales… Es precioso, a la vez que raro.
Bajamos del tren y unos avox nos acompañan a una habitación blanca con dos puertas. Sheila y Maysilee se van por la de la derecha, Marlen y yo por la de la izquierda. Espero que no crean que la última moda sea ir como Dios nos trajo al mundo.

8 comentarios:

  1. cortos o largos los capítulos la historia sigue estando magnifica

    ResponderEliminar
  2. Genial Shoppo. Una cosita arriba pone capñitulo, sera mejor que lo cambies :)

    ResponderEliminar
  3. uups
    la tilde está muy cerca de la ñ u_u

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja. No pasa nada un error lo tiene cualquiera. Capitulo 8 ya en mi blog

      Eliminar
    2. y al principio, cuando estaba repasando la historia, vi que en vez de cacao ponía caca. lo que me pude reír xD

      Eliminar
  4. Está perfecto, no importa que sea cortito ;)

    ResponderEliminar
  5. Shoppo una pregunta, ¿por qué Haymitch tiene que ayudar siempre a Marlen a verstise? ¿tiene alguna enfermedad o algo que le impida hacer cosas por si solo? por cierto, me encanta tu blog ;)

    ResponderEliminar
  6. Jajajaja como dios nos trajo al mundo..jajaja mortal

    ResponderEliminar